Prepararse para una FIV (2ªparte)

  • Tendrás más posibilidades de éxito con la FIV si no tienes sobrepeso. Si necesitas perder algún kilo piérdelo despacio y gradualmente. Si en cambio estás por debajo de tu peso deberías ganarlo con sensatez.
  • Evita los ambientes cargados de humo. Las sustancias químicas del tabaco afectan negativamente a la pared del útero.
  • Evita el ejercicio aeróbico. Haz ejercicios suaves como caminar, nadar o yoga.
  • Descansa entre las 5 y las 7 de la tarde. Según la medicina tradicional china, la función reproductora está gobernada por los riñones, y el descanso entre esas horas es vital para aumentar tus niveles de energía.
  • Practica la visualización para favorecer un desenlace positivo, imagina los óvulos madurando, la pared uterina preparada y los embriones implantándose.
  • La acupuntura puede ayudarte a aliviar el estrés y a equilibrar tu organismo, a engrosar la pared uterina, mejorando el flujo sanguíneo pélvico. Después de que los embriones hayan sido transferidos al útero, puede estimular su implantación y el progreso del embarazo.
  • La reflexología puede servirte de utilidad en la preparación para la FIV, sobre todo en las zonas del pie correspondientes a la pelvis y al sistema linfático.

0 comentarios:

Me interesa tu opinión...